Saltar al contenido

Espumador

Espumador dar al café un toque especial de cremosidad
Espumador dar al café un toque especial de cremosidad

QUE ES EL ESPUMADOR

El espumador nos sirve cuando se le quiere dar al café un toque especial de cremosidad. Se logra por medio de la leche dándole cuerpo y brillo logrando la vistosidad y el sabor de los cafés baristas. Solo con darle aire a través de batido a la leche buscando que se llene de burbujas para aumentar su volumen y hacerla más ligera.

Se tenía la creencia de que el lograr la cremosidad y espuma en la leche se conseguía al hacerla calentar hasta el punto de ebullición. Pero en realidad son los espumadores los que pueden hacer el trabajo de lograr tales atributos en la leche.

En estos momentos existe una gran cantidad de espumadores clasificados en varios tipos cada uno inyectando aire a su manera a la leche. Los modelos manuales, los eléctricos y los automáticos, alcanzando cada modelo con más o menos trabajo el nivel de cremosidad deseado. Para realizar nuestra preparación, desde latte, a capuchinos e inclusive en chocolates o cremas.

Las mejores ofertas en Espumadores

Características de los TIPOS DE ESPUMADORES para conseguir un toque especial cremosidad

Espumadores de leche manuales:

Como trabaja el Espumador

El modo más simple, pero “trabajoso” para el espumar la leche, pues debes utilizar tu fuerza para lograrlo. Recipiente parecido a la cafetera francesa o de émbolo con una varilla central que ayudará con el bombeo necesario para darle aire a la leche.

Calentar la leche en la medida indicada con tapa a temperatura entre los 65 y 70 °C, la más apropiada para lograr el resultado óptimo. Retirar del fuego y comenzar el bombeo con una fuerza y velocidad constante 15 veces como mínimo y no más de 30. Para un resultado homogéneo y óptimo de acuerdo con su gusto.

Entre las ventajas que presenta este espumador podemos indicar que tienen un bajo costo pues no tiene mayor tecnología y debes usar tu propia fuerza. La calidad de la espuma es muy buena y más apegada a tu gusto pues tú sabes cuándo finalizar el proceso sin complicación. No necesitas electricidad o baterías lo que también abarata su funcionamiento y muy fáciles de limpiar y mantener.

Espumador de mano eléctrico

Este espumador es bien fácil de utilizar y además cómodo para la mano pues presenta un diseño bastante ligero y ergonómico. Finaliza en una varilla bien fina con un espiral que realiza la labor del espumado. Sirve este Espumador para dar al café un toque especial de cremosidad

El batidor de leche eléctrico manual es inalámbrico y portátil trabaja con baterías con un motor bastante potente a pesar de su tamaño pequeño. Funciona con solo apretar un botón y además de la leche puede ayudar con otras bebidas tanto calientes como frías

Tiene la ventaja que no realizas esfuerzo en la preparación, ocupa menos tiempo en obtener el espumado deseado entre 1 a 3 minutos. Diseñado en acero inoxidable para mayor duración y versátil en las preparaciones de batidos, sopas, cremas además de la leche y el chocolate.

Cómo se usar un espumador de leche de varita

  • Caliente la leche en el recipiente hasta la temperatura óptima. Puedes hacer uso de un termómetro si no te sientes seguro.
  • Sumerja la varilla unos 2cm por debajo de la leche y encienda el aparato.
  • Espera un par de segundos y luego comience a subir hasta quedar justo en la superficie.
  • Espumar la leche puede tarde entre 1 a 3 minutos.
  • Luego retira y lave la varilla inmediatamente.
Espumador dar al café un toque especial de cremosidad
Para dar al café mas cremosidad

ESPUMADOR ELÉCTRICO AUTOMÁTICO

Este tipo de espumador hace el trabajo completo por sí solo con solo apretar un botón. Además de espumar son capaces de calentar la leche y todo esto en muy poco tiempo y sin mayor ruido. Logrando dar al café un toque especial de cremosidad.

Trabajan con electricidad por ello es necesario enchufarlos y pulsar un botón. De allí el funcionamiento comprende en el fondo del recipiente en forma de jarra unos cabezales que pueden ser intercambiables. Estos cabezales al girar pueden producir la espuma o simplemente calientan la leche.

LOS TIPOS DE LECHE Y TIPOS DE ESPUMA

Influye el tipo de leche en la espuma que se consigue ya que se dice que cualquier tipo de leche se puede espumar. La entera, semidesnatada, desnatada, de soya, de coco o almendra, pero por supuesto de acuerdo con su composición de obtendrá una consistencia distinta.

En este sentido la desnatada es una leche muy fácil de espumar. Pero no da el mismo sabor al café ya que pierde rápidamente la consistencia y por consiguiente el sabor.

Se dice que la semidesnatada se puede espumar muy fácilmente. Pero esta se dice que mantiene por más tiempo la consistencia y la cremosidad y sabor del café.

La leche entera es la más difícil para conseguir el espumado. Pero es la que mayor cremosidad y textura más tiempo de consistencia y el sabor se acrecienta en el café. Con esta leche si ayuda el Espumador dar al café un toque especial de cremosidad.

La explicación que hemos conseguido indica que depende de la cantidad de grasa o proteína presente en la leche hace la diferencia en la consistencia. Por ello se dice que es necesario un mínimo de 3% de proteína en la leche para conseguir que la espuma sea cremosa y consistente.

Por ello la desnatada se espuman rápido, pero sin consistencia, la semidesnatada le podríamos decir que ideal pues espuma rápido y suficiente consistencia. Y la leche entera es la más difícil de espumar pero da más sabor y cremosidad con mayor consistencia.

Importante al momento de espumar la leche debe estar fría para que el espumador tenga el tiempo de generar el aire dentro de la leche. Esto antes de que leche se pase de temperatura que no debe ser mayor de 70 grados para que no pierda cremosidad y consistencia.

Otras ofertas de Espumadores

ESPUMAR O VAPORIZAR

Hemos estado hablando de las formas de espumar y quizás se preguntarán porque no hemos nombrado esa forma que utilizan las máquinas expresso profesionales. Es un brazo que arroja vapor de aire por eso no la nombramos espumador, pues estos son realmente conocidos como vaporizadores de leche.

Vaporizador llamado así pues inyecta aire a la leche con presión del vapor que hace que la leche se agite y le entre aire caliente. Que a su vez aumenta la temperatura logrando una espuma muy fina, pero con mucho cuerpo y menos aire. Este tipo de espuma es usado para el latte por ejemplo.

El vaporizador trabaja una vez que se calienta el agua hasta tener la presión suficiente para activarlo. Se deja que salga un poco de vapor para verificar que no hay obstrucción en el brazo. Lego introduce el brazo en la leche y se pone a funcionar a medida que se emite el vapor la espuma va creciendo. Debemos ir bajando la jarra para que no se sumerja demasiado el brazo. Hasta llegar a unos 65 grados de temperatura o la consistencia de la leche sea la deseada.

El espumador logra una espuma con más aire lo que la hace más ligera menos compacta que lo utilizan para preparar capuchinno por ejemplo.

Características a tener en cuenta al comprar un espumador automático eléctrico

Lo más importantes a la hora de comprar un espumador es conocer las ventajas que ofrece entre los diferentes modelos:

  1. Debemos tomar en cuenta para cuantas personas vamos a preparar café de manera frecuente o esporádica.
  2. De lo anterior en consecuencia va a depender la capacidad del recipiente como dijimos dependiendo de la cantidad de personas a servir. Estos recipientes no deben usarse para conservar la leche por mucho tiempo, se debe preparar la cantidad a utilizar en el momento.
  3. La temperatura se puede generar y regular por estos dispositivos con solo presionar un botón. Se logra espumar la leche fría o tibia o caliente hasta la temperatura ideal entre 65 y 70 °C. Sabiendo que a mayor temperatura mayor volumen se alcanza.
  4. Los espumadores son fabricados en acero inoxidable que es un material muy duradero y de fácil limpieza.
  5. Son de diseños llamativos y prácticos, haciéndolos llamativos para que no distorsione con el ambiente.
  6. Son poco ruidosas cuando están trabajando.
  7. Hay modelos más potentes y de esto depende que se consiga más pronto la espuma deseada con buena calidad y con gran variedad de precios.
  8. Son pocos los espumadores que pueden conseguir espuma en leches vegetales o cremas, y con precios mas costosos por esta especialidad.

¿Espumar leche o vaporizar leche, hay diferencias?

Existe una pregunta entre los fanáticos del café y desean saber los secretos de preparación, es lo mismo vaporizar que espumar la leche. La respuesta es no a pesar de que en ambos de debe calentar la leche e inyectar aire para conseguir cremosidad y volumen. Inclusive en las máquinas expresso que traen esas varillas es posible conseguirlo.

En el proceso de vaporizar la leche se le inyecta el aire a través de una varilla de vapor. Pero a través de este se logre conseguir solo una micro espuma aunque puede ser de buena cremosidad.

En el proceso de espumar es el de inyectar aire a través del sistema que tenga el espumador. Haciendo girar la leche a alta velocidad creando burbujas más grandes que el vaporizador lo que aumenta el volumen y la cremosidad de la leche. Es por esto que sirve el Espumador dar al café un toque especial de cremosidad.

Qué tipo de leche es la mejor para espumar con un toque especial de cremosidad

Se puede espumar cualquier tipo de leche desde la leche entera, semidescremada, descremada, de soya, de coco, de almendras y cualquier otra. Pero por supuesto cada una de ellas ofrece un resultado distinto.

Los que saben dicen que la leche para conseguir una mejor espuma debe tener grasa como mínimo entre 3% y 3.5%. Aunque otros conocedores le atribuyen el resultado a la cantidad de proteínas que contenga.

Las leches de menos grasa y menos proteínas son espumadas más fácilmente sin mucha fuerza y poca consistencia. Otro detalle de esta leche sobre todo la de almendra y coco deben usarse con poca temperatura pues esta afecta el sabor.

Por otra parte, en lo que, si se está de acuerdo, es que la leche debe estar muy fría al momento de espumarla. Solo cuando la temperatura inicial está bien baja, el espumador tendrá el tiempo suficiente para inyectar aire en la leche antes de que se sobrecaliente.